viernes, 12 de agosto de 2016

Entretenimientos veraniegos. #PuzzleMáticas. Juguemos en serio. #Gamific-acción


Por suerte, el verano es largo y podemos dedicarnos a entretenernos con divertimentos variados.

Quizás el próximo curso podamos incluir un poco de gamificación y reto en clase de matemáticas (en verano soñar sale fácil).
Yo propondré a los chicos un "Vamos a jugar en serio", a lo que mis alumnos/as contestarán probablemente: "¿en serio que vamos a jugar?".
Seguro que hay alguna fundamentación pedagógica a la que me pueda agarrar, y de la que ahora mismo ando un poco despistado. Habrá que hilar esto con la Legislación educativa vigente, las competencias clave... En fín, que ya iremos buscando... ;o)
He preparado este vídeo gracias a mi nueva cámara Hue HD, que me ha facilitado mucho la toma de instantáneas.


IQ Link (de la empresa Smart Games) es un juego de rompecabezas cuyo objetivo es que todas las piezas queden situadas dentro de un tablero blanco de 24 huecos. Disponemos de 12 piezas de plástico de 3 elementos cada una (36 elementos en total) que deben ser entrelazadas dentro del tablero (en algún juego puede quedar algún hueco libre). Podemos enlazar bolas con círculos abiertos.
Elegimos una plantilla del librito que viene con el juego, colocamos las piezas como indica, e intentamos completar el puzzle. Tenemos 36 posibles elementos a colocar en solo 24 huecos, con lo que habrá que incorporar 12 conexiones. Disponemos de 120 retos, con diferentes niveles de dificultad, cada uno de ellos con una única solución.
A por ello!!!
Me gustan este tipo de juegos que ponen a prueba nuestra lógica, nuestra visión espacial, nuestra capacidad de frustración y que exprimen un poquito nuestro cerebro. Eso no significa que se me den especialmente bien, ¡ojo!, pero lo intento... Te obligan a situarte adecuadamente entre la ansiedad e inseguridad del inicio, la tentación del abandono o el aburrimiento a mitad de partida, y la alegría por la consecución del problema al final del reto.

En esa base pedagógica que comentaba al principio del artículo, seguro que si busco un poco más encontraré algo que tenga que ver con la motivación por el aprendizaje, con la aceptación de retos, la generación de dopamina, con añadir dinamismo al aula, con la mejora de la atención y la focalización, con el esfuerzo, con aprender haciendo, con equivocarnos para aprender (sin suspenso, sin castigo, sin regañina), con ejercitar la paciencia, la memoria (la segunda vez que se intenta el mismo reto), con aprender y respetar normas del juego...
Y habrá que ir pensando cómo repámpanos se evalúa esto: superar el reto, explicar a otros las normas y la estrategia seguidas, mejorar la estrategia y los tiempos de ejecución, monitorizar el proceso, documentar analógica o digitalmente el progreso, autoevaluar, coevaluar...
En un artículo del Centro de Comunicación y Pedagogía, he encontrado la siguiente reflexión respecto a los juegos:

Según Csikszentmihalyi, los componentes que hacen posible la experiencia de flujo para abordar un reto son los siguientes:  
  • Objetivos claros (las expectativas y normas se pueden percibir, los objetivos son alcanzables y las tareas realizables). 
  • Concentración y enfoque, un alto grado de concentración en un limitado campo de atención (una persona relacionada con una única actividad tendrá la oportunidad para enfocar y profundizar en el asunto). 
  • Feed-back directo e inmediato (posibilita la corrección del comportamiento no deseado en el momento oportuno). 
  • Equilibrio entre el nivel de habilidad y el desafío (la actividad no es ni demasiado fácil ni demasiado complicada). 
  • La actividad es intrínsecamente gratificante, así no se nota el esfuerzo cuando se ejecuta.
¿Y si nos construimos uno? Todo es posible. Todo está en el aire. ¡Gamific-acción!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips