miércoles, 2 de marzo de 2011

Indefensos ante Google Analytics.

Desde el viernes de la semana pasada, al intentar navegar por este blog, desde Google Chrome, se observa el siguiente mensaje (pulsa en la foto si lo quieres ver ampliado):


Os podéis imaginar el susto que me dí al ver semejante nota. Aparte de perder toda la mañana buscando sin éxito algún rastro en mi blog (4 años tiene ya) de por qué me vinculan con tu-identidad-digital.com , de los que yo desconocía su existencia, tuve que investigar qué podía hacer.
Resulta que en la configuración de las cuentas de Gmail, hay un apartado de "herramientas para desarrolladores" en la que puedes pedir la reconsideración de tu página web. Cinco días después, sigo sin solución, y como única respuesta (automática) al problema me han enviado un mensaje en el que me informan de que esto puede tardar semanas. Yo les he insistido en que no tengo nada que ver con el malware con el que me vinculan, y que este problema daña mi imagen personal y digital  ante mis alumnos, sus familias, los seguidores de mi blog e internautas en general.
¿Qué puedo hacer? Dar de alta un nuevo blog, con tantas horas e ilusiones volcadas en este durante tanto tiempo, es una faena (se me ocurre una palabrota al respecto), y supondría tener que "empezar de cero".
Me siento totalmente indefenso. Invadido y secuestrado. Sniff. Siempre he sido partidario de la presunción de inocencia.

Asunto zanjado:
Gracias a un amigo que sabe mucha informática y tiene buenas intuiciones. Me ha dado la pista de que a veces los objetos flash que incorporamos en nuestros blogs pueden llevar malware asociado. Mirando, mirando, descubro que en Google Reader hace tiempo que seguía los feeds RSS de esta gente de "tu-identidad-digital" a los que Google mira mal (algún día lo debí dar de alta y nunca más los he mirado). Resulta que yo tenía añadido un gadget con los blogs que sigo. Al eliminar el gadget y dar de baja ese feed, se ha acabado el problema.
Sigo pensando en que Google (para mí, desde hoy "google") me ha dejado tirado. Fijaos las extrañas relaciones que pueden darse en un blog: "un objeto flash que recoge los feeds a los que estás dado de alta en Google Reader te convierte en maligno tu blog educativo". Manda narices. Un simple enlace en tu blog te convierte en sospechoso. Lo he podido solucionar gracias a la intuición de un amigo y a la suerte de mirar donde en principio no debía haber problemas...

Moraleja:
Cuidado con lo que incorporas "inocentemente" en tu blog.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips